Blog

  • En el Japón medieval un «libro de almohada» era un cuaderno que se guardaba en los cajones de las almohadas. Contenía observaciones personales, habladurías, impresiones de los sucesos cotidianos, listas… Y, cómo no, también sueños. El más conocido es el firmado por Sei Shōnagon (hacia el año mil).

  • Franz Kafka, Alfred Kubin, Knut Hamsun, Albert Langen

    Basta leer los Diarios y las Cartas de Kafka para hacerse una idea de que era un catálogo de enfermedades y dolencias andante, al parecer muchas de ellas imaginarias. Kafka medía 1,88 metros y pesaba 61 kilos. Un cuerpo que cuidaba nadando regularmente, con una dieta vegetariana, largos paseos, y una tabla de ejercicios recomendados por el danés Jean Peters Mueller, que consistía en darse baños en agua fría y hacer gimnasia frente a una ventana abierta, al margen del frío y del calor.

  • Hoy día 23, día tan cacareado, pero tal vez nunca lo suficiente, del libro. Día también de Castilla y León. Día por tanto festivo. Como en Cataluña y en Aragón.  Y como suele ocurrir, lo que aquí, en la vieja Castilla, hoy se celebra es una gran derrota: la que puso fin a la guerra de las Comunidades de Castilla que enfrentó al emperador Carlos V con los campesinos comuneros sublevados, entre otros motivos, por la excesiva presión fiscal que había impuesto el emperador.

    Pero preferimos salir de viaje. A una ciudad y a una fecha. Zürich, 1916.

Páginas

Suscribirse a Blog